Buscar ideas para el desayuno puede servir para hacer más variada, la que siempre se ha considerado la comida más importante del día y, sin embargo, es la que menos hacemos de forma diferente. 

Un desayuno perfecto debe ser saludable, completo y delicioso, tres factores que no siempre se cumplen en nuestros desayunos cotidianos, por no mencionar a aquellos que solo se toman un café y salen corriendo para el trabajo. 

Las siguientes ideas están pensadas para cubrir los tres factores, aunque no siempre sea necesario, y haya días en que puedas darte un gusto que rompa un poco las reglas. 

desayuno perfecto

¿Qué debe contener un desayuno perfecto? 

Para ser considerado completo, un buen desayuno debe incluir proteínas, lácteos, hidratos de carbono, grasas saludables y frutas.  

Los alimentos con proteínas más frecuentes en los desayunos son los huevos, el jamón, el pavo en rebanadas y el tofu, si te gusta la comida vegetariana. 

Los lácteos pueden ser desde un vaso de leche hasta queso, yogur y mantequilla (que también aporta grasas, aunque no precisamente saludables). 

Los carbohidratos a menudo se encuentran representados por rebanadas de pan y cereales, preferiblemente sin azúcar. 

Las grasas saludables las puedes obtener de rebanadas de aguacate, frutos secos, rebanadas de salmón…

Las frutas lo mejor es que sean de temporada, pero ya depende de tus preferencias. 

Se recomienda consumir unas 400 calorías en la mañana, alrededor del 25 % de las que se van a necesitar en el día, pero no todas tienen que ser en el desayuno. Puedes comer algo más antes de concluir la mañana, como un tentempié antes del medio día para evitar llegar a la hora de comer con el depósito muy vacío. 

Ideas para el desayuno para tener mañanas distintas y deliciosas 

Avena y frutas 

No es una de las ideas para el desayuno más originales, pero sigue siendo muy efectiva y nutritiva.  

La avena es un cereal extraordinario, fuente de fibra y carbohidratos de liberación lenta, que puede mantenerte llena de energía toda la mañana, y aún más si le añades la fruta que más te guste: manzana, pera, fresas y otros frutos del bosque, etc.  

Avena y huevos 

Si combinas avena y huevos, lo más probable es que obtengas unas tortitas sumamente nutritivas, que puedes cubrir con miel, mermelada, queso o frutas. También puedes untar con mantequilla de cacahuete y tendrás una dosis adicional de proteínas y mucha energía. 

A las propiedades de la avena estás incorporando una de las proteínas de mayor calidad, que es la que proporcionan los huevos, que también aportan grasas saludables, vitaminas A, B y D, y minerales como calcio, yodo y selenio. 

Huevos con pan de centeno 

Además de las propiedades y ventajas que ya hemos mencionado, los huevos se preparan rápidamente en distintas formas, y puedes sumar a todos sus beneficios los del pan de centeno. 

El pan de centeno es rico en fibras y en vitaminas, es muy bueno para combatir el estreñimiento, para aliviar la inflamación y mejorar la salud menstrual; fortalece huesos y dientes, reduce el colesterol y también los riesgos de sufrir enfermedades cardiovasculares. Y te quitará el hambre toda la mañana. 

desayuno perfecto (4)

Tortilla de frutas 

Es una de las ideas que quizás más te sorprenda, la de una tortilla cuyo relleno sea kiwi, fresas, manzana, pera o cualquier otra fruta que puedas cortar en trozos y envolver en una mezcla de huevos. 

Las frutas aportan vitaminas, minerales, antioxidantes, fibras y azúcares para que tengas energía de forma inmediata. 

Yogur con cereales, cacahuete, sésamo y pasas 

Es un desayuno perfecto que puedes preparar en un instante y en el que tendrás todos los nutrientes que necesitas para enfrentar gran parte del día. 

Solo necesitas un cuenco donde poner una porción de avena, cacahuete, pasas, una cucharada de sésamo y luego verter encima el yogur y remover.  

Leche de coco con kiwi y granola 

Solo debes guardar la leche de coco en un envase en el congelador la noche anterior, y cuando vayas a desayunar, intercalar en un vaso granola con leche de coco y colocar encima trocitos de kiwi, y así tendrás un desayuno que te va a proporcionar mucha energía. 

desayuno perfecto (3)

Yogur vegetal con frutas 

Si eres una persona vegetariana, o simplemente una mañana te apetece desayunar sin incluir productos animales, puedes hacerlo combinando un yogur vegetal (de soja, almendra o coco) con alguna de tus frutas preferidas. Tendrás un desayuno distinto, pero igual de energético. 

Tofu y tempeh 

Son ideales para desayunos veganos y vegetarianos, que puedes preparar revueltos con otros vegetales en la mañana, y acompañar con un delicioso zumo de frutas. 

Haz más variados tus desayunos y reduce la ingesta de bollos, mantequilla, azúcar y otros componentes tradicionales del desayuno, que a la larga pueden afectar tu salud. 

Descubre más artículos como este:

platos frescos y refrescantes
Gastronomía

Platos refrescantes en España

Dentro de nada comienza el buen tiempo, y el calor. Por eso en este artículo os traemos una serie de platos refrescantes para sobrellevar el…
pan horno masymas
Gastronomía

Pan y salud

El pan es uno de los alimentos más beneficiosos para la salud y es importante incluirla en una dieta diaria para obtener sus nutrientes.
recetas con carne
Gastronomía

Recetas con carne para sorprender a tus invitados

Prepara estas excelentes recetas con carne para hacer la comida perfecta. Si sigues nuestras instrucciones, no dejarás indiferente a nadie.
kombucha
Gastronomía

Kombucha, ¿qué es?

El origen de la kombucha se atribuyen como lugares de origen sitios como Japón, China, Corea. En este artículo te contamos más sobre esta bebida.