Trucos para hacer que los adolescentes tomen fruta

Trucos para hacer que los adolescentes tomen fruta

A los adolescentes les cuesta tomar fruta más cada vez. No es que no les guste, lo que ocurre es que en la mayoría de los casos prefieren la comodidad y la inmediatez de otros productos como los yogures, la bollería o los snacks. Si no sabes cómo incluir la fruta para los jóvenes, no dejes de leer nuestros consejos.

Comer fruta es sano: trucos para que los adolescentes coman fruta

Algunos de estos trucos te serán muy útiles:

1. Háblale de la importancia de comer fruta

Ya no es un niño y debe entender la repercusión que tiene comer fruta para su correcto desarrollo. Coméntale las propiedades de estas y su importancia para evitar enfermedades y para afrontar el día con fuerza. Recuérdale con frecuencia que comer fruta es sano.

2. Coméntale que es una buena forma de mantener el peso

En la adolescencia importa mucho la imagen personal. Si tu hijo quiere estar en el peso adecuado, háblale de cómo cambiar hábitos tan sencillos como sustituir la bollería industrial de la merienda por un plátano y algún dulce casero y un vaso de leche descremada, por ejemplo, puede ayudarlo a mantener su peso sin pasar hambre y de una forma totalmente saludable.

3. Enmascárala

Aunque este es un truco que se utiliza con los niños pequeños, no viene mal a ninguna edad. Puedes incluir una gran variedad de frutas en compotas, mermeladas, magdalenas, empanadillas dulces y bizcochos caseros, por ejemplo. No dudes en aprender recetas nuevas que incluyan frutas.

4. Inclúyela en recetas atractivas

Batidos y smoothies, sorbetes y helados, zumos, mezclada con yogur natural, pinchos de frutas, macedonias, pasteles con frutas como la tarta de manzana, canapés de frutas o la pizza dulce de frutas. Si al principio ves que le cuesta un poco, adereza o acompaña los platos con alguna salsa de chocolate o natillas, por ejemplo. Eso sí, procura que sea baja en grasas y azúcares.

5. Ten siempre fruta a la vista

Si tu hijo abre la nevera y ve fruta a la vista o se encuentra que en el frutero de la cocina siempre hay fruta, es más probable que termine cogiendo alguna pieza. Es importante evitar que la fruta no compita en el espacio del frigorífico con otros alimentos industriales como la bollería, los postres de supermercado, etc. Busca un buen surtido de frutas en el supermercado que incluya todos los colores.

6. Predica con el ejemplo

¿Y si tu hijo te ve tomando una pieza de fruta a media tarde o después de tomar una cena ligera? Predicar con el ejemplo es mucho más importante de lo que muchas veces creemos.

7. No insistas demasiado

Todos los adolescentes son rebeldes en mayor o menor medida. Si le insistes demasiado en el tema de la fruta puede que consigas el efecto contrario.

Con estos sencillos trucos y consejos, incluir la fruta para los jóvenes en su dieta diaria no te va a resultar tan difícil. Recuerda que en la constancia está el secreto.