Meriendas saludables con ‘ECOHAPPYANDHIPPIE’

Meriendas saludables con 'ECOHAPPYANDHIPPIE'

Las meriendas o snacks de niños y adultos suelen ser una de las comidas más problemáticas del día, si caes en la monotonía y la rutina. Lo más común es recurrir a galletas, procesados envasados o bollería industrial que solo pueden suponer una excesiva ingesta calórica muy poco saludable. ¿Necesitas ideas?

Para hacer de estas comidas un momento de disfrute gastronómico saludable para los más pequeños, contamos con la presencia de Coral Castro en el Espacio 360º de nuestro supermercado en intu Asturias. Esta joven enfermera de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos del HUCA y creadora de contenido en el blog ECOHAPPYANDHIPPIE, propuso tres deliciosas recetas, con un tiempo de elaboración inferior a los 30 minutos y tan sencillas que pueden ser realizadas por niños bajo la supervisión de un adulto.

Materiales necesarios

Papel de horno
Picadora
Cazo gigante
Molde cuadrado o rectangular, metálico o de cristal, de 15 a 20 cm.
Varilla
Espátula de silicona
Cuchillo
Cuchara
Báscula
Tarro de cristal de 500 ml. de capacidad
De 2 a 3 boles

Hummus de garbanzos o lentejas

¿Qué necesitas?

400 g de garbanzos o lentejas cocidos
El zumo de un limón pequeño (3-4 cucharadas de zumo)
70-80 g de aceite de oliva virgen extra
Una cucharada colmada de tahini (se puede sustituir por comino)
Una pizca de comino en polvo
Sal y pimienta al gusto

Los pasos a seguir, en ambas recetas, son muy sencillos. Poner  en  el  vaso  de  la  batidora  todos  los  ingredientes  y  triturar  hasta  que  esté  todo  bien bien triturado. Si se desea se pueden añadir pimientos asados, aguacate o calabaza asada. Alimentos que no solo le darán sabor, sino textura y muchas propiedades.

Barritas energéticas

¿Qué necesitas?

200 g de fruta deshidratada jugosa (dátiles, higos, albaricoques, ciruelas o pasas)
150 g de copos de avena integrales
100 g de frutos secos tostados (avellanas, nueces, almendras o piñones)
25 g de semillas (pipa, calabaza, sésamo o lino tostado)
Una cucharadita de canela
Una cucharada de caramelo de dátil (opcional)
Una cucharada de aceite de oliva virgen extra

Poner en la picadora todos los ingredientes y tritura hasta formar una pasta. Para formarlas, engrasa un molde cuadrado de 20 cm con media cucharadita de aceite de oliva y verter la  mezcla. En caso de no disponer de un molde, verter la mezcla  sobre  una  lámina  de  papel vegetal o de horno y formar un cuadrado de 20 cm con la mezcla.

Con  ayuda  de  una  cuchara,  un  rodillo  de  cocina  o  la  base  de  un  vaso  igualar la  mezcla hasta dejarla bien lisa y dejar que repose media hora en la nevera. Pasado este tiempo,  cortar con  un  cuchillo  bien  afilado  el  cuadrado  en  barritas. Con esta receta se obtienen diez raciones. Envolver individualmente y conservar en el frigorífico para una mejor conservación.

Crema de cacao casera sin azúcar

¿Qué necesitas?

100 g de avellanas
100 g de chocolate 70%
50 g de aceite de oliva virgen extra
100 g de leche desnatada
Una cucharada colmada de pasta de dátiles

Triturar  las  avellanas  junto  al  chocolate  en  una  picadora  hasta  que  esté  prácticamente todo en polvo, y las avellanas hayan empezado a soltar su aceite. Añadir el aceite de oliva virgen extra y la leche. Triturar de nuevo hasta que se integre todo.

En un cazo poner esta crema de chocolate y calentar a fuego medio-bajo durante 5 minutos revolviendo con una varilla hasta que esté todo hecho una crema bien fina. Verter en un tarro y una vez alcanzada la temperatura ambiente, guardar en la nevera. Se puede conservar durante dos semanas en el frigorífico.

Perfecta para untar en pan casero o para realizar tartas y bizcochos caseros más sanos.