Comer de tupper en el trabajo

Comer de tupper en el trabajo

En los tiempos que corren, donde muchas personas trabajan lejos de sus hogares o no disponen de tiempo suficiente para poder hacer la comida en casa, la alternativa de comer en el trabajo comienza a ser más una necesidad que una opción.

Es cierto que un trabajador cualquiera puede aprovechar para ir al bar más cercano o alimentarse a base de bocadillos o de productos congelados, pero si lo que se pretende es disfrutar de una dieta saludable sin tener que culpar al trabajo lo mejor es nutrirse a través de recetas de tupper, utensilio que se ha convertido en un gran conciliador entre comida sana y empleo.

Además, para personas que tengan que comer fuera de sus viviendas, el uso de estas fiambreras supone varias ventajas.

Ventajas del tupper cuando tienes que comer en el trabajo

El empleo del tupperware regala al usuario varios provechos saludables, prácticos y económicos como:

La comida preparada en casa siempre va a ser más saludable y a tener menos calorías que la industrial, que además pueden llevar sustancias adictivas. Las probabilidades de padecer enfermedades metabólicas, obesidad o diabetes es también menor.

Como complemento al punto anterior, los alimentos procesados suelen carecer de nutrientes que ayuden a mantener una actividad laboral más productiva.

Una productividad que además no se verá perjudicada en cuestiones prácticas porque no se perderá tiempo de trabajo por dedicar tiempo a preparar el menú.

Gracias a las fiambreras cualquier persona puede escoger los suministros que quiera, en las dosis que necesite y a las horas que le plazca. De esta manera, por un lado puede controlar mejor la saciedad y por otra parte siempre podrá degustar aquello que más le apetezca.

Por última, algo cocinado en casa siempre va a ser más barato que un menú de bar o que comprar comida congelada.

Recetas de tupper para todos los días de la semana

Hay quien puede pensar que comer en el trabajo limita al comensal a una cantidad menor de platos, pero en realidad, las recetas para tupperware pueden ser tan extensas como una persona pueda imaginar.

Existen infinidad de ensaladas diferentes (garbanzos, lentejas, pasta, arroz integral, tradicional, etc.) que además de ser de sencilla preparación, son aconsejables para cualquier tipo de dieta saludable y además en la mayoría de los casos no es necesario que se caliente el plato.

Otros manjares como el arroz o la pasta, comida más vinculada a los tuppers por su mayor improbabilidad de ser vertida sigue siendo otro recurso alimenticio para aquellas personas que coman en su puesto de trabajo.

Verduras (como tomates o pimientos salteados), legumbres (como garbanzos, guisantes o judías), pescado (como atún, bonito o merluza) o carne aceptan un sinfín de cocinados, aderezos y acompañantes distintos que permiten que no se tenga por que repetir menú en un espacio de días relativamente corto.

Por si esto fuera poco, existen otros deliciosos manjares dentro la gastronomía exótica como el cuscús o el taboulé que no hacen más que enriquecer un menú de recetas de tupper completo de nutrientes.