Felicita a tus seres queridos con materiales variados, reciclados e inesperados

Felicita a tus seres queridos con materiales variados, reciclados e inesperados.

En el Espacio 360º de nuestro supermercado en intu Asturias, contamos con la presencia de Sonia Aladro, del blog PicaPecosa, que fue la encargada de impartir un taller de postales navideñas elaboradas a partir de materiales accesibles.

El objetivo de este taller fue compartir con los presentes una forma divertida y relajante de hacer felicitaciones sin necesidad de comprar elementos, simplemente utilizando bolsa, fieltros, remates de telas, lanas o embalajes.

Hace unos años se extendió en nuestro país la afición por tejer. Muchas fueron las ciudades que contaron con sus clubs de tejedores y las tiendas de costura incrementaron sus ventas gracias a un pasatiempo que resultó muy beneficioso para muchos. Según una encuesta realizada por Betsan Corkhill, las manualidades tienen cualidades beneficiosas para el desarrollo cerebral y la salud emocional. Según la página La Vida Lúcida, esto se debe a que conducen a la relajación y suponen un desafío a nuestro cerebro.

Felicita a tus seres queridos con materiales variados, reciclados e inesperados. Además, dedicar tiempo a esta clase de actividades es ideal para favorecer el desarrollo de la coordinación, la percepción espacial y la destreza motora fina. Es por esto que es un ejercicio ideal para niños y mayores. Por no decir que es un entretenimiento perfecto para las frías tardes de invierno en casa.

Los asistentes demostraron su imaginación y su vena creativa al realizar creaciones muy curiosas a la hora de elaborar una de las creaciones que más éxito obtuvo: la tarjeta de cara de reno con cuernos y nariz de pompón.

Felicita a tus seres queridos con materiales variados, reciclados e inesperados.

¿Qué necesito?

Una hoja de un bloc de dibujo, cartulina, bolsa de papel o cualquier otro objeto que tenga una consistencia mayor que la de un folio, para la tarjeta.
Un trozo de una bolsa de papel para los cuernos.
Lana de color rojo para hacer el pompón de la nariz.
Rotulador para dibujar los ojos.
Pegamento en barra y tijeras.

¿Qué pasos debo seguir?

Dobla la hoja o cartulina a la mitad para hacer la tarjeta.
Marca la silueta de los cuernos en la bolsa de cartón y recórtalos.
Haz un pompón de lana (aquí y aquí tienes tutoriales).
Pega los elementos, como se ve en la imagen: los cuernos en las esquinas superiores de la tarjeta, sobresaliendo un poco. El pompón, centrado abajo. Pinta los ojos (yo los hago cerrados porque es la única forma que sé hacerlos).

Si quieres aprender cómo hacer obras de arte como estas, puedes visitar el blog de Sonia Aladro  y dejar volar tu imaginación.